Historia sobre las trenzas de cabello

Últimamente están muy de moda las extensiones de pelo pero lo cierto es que no es algo moderno de nuestro tiempo. Ya desde el tiempo en el que los egipcios eran la principal potencia mundial se estilaba mucho usar pelucas y extensiones de cabello. Lo curioso es que tanto hombres como mujeres hacían uso de estos accesorios en su vida cotidiana. Desde ese entonces los accesorios postizos para el cabello han ido apareciendo una y otra vez en las modas de las diferentes épocas.

trenzas de cabello

Por ejemplo, en el siglo diecinueve estaba mal visto que las mujeres usaran extensiones y trenzas de cabello. En ese tiempo se puso de moda que las mujeres se dejasen crecer el cabello de forma natural, y cuanto más largo lo tenían mejor… pero siempre con su propio pelo natural. Durante la época del romanticismo se estilaban los recogidos y otros tipos de peinados muy elaborados, junto con el uso extendido de pamelas y sombreros. Esta costumbre se introdujo incluso hasta a principios del siglo XX.

Conforme se iba progresando en todos los campos ya a principios del siglo veinte, se volvieron a poner de moda las extensiones para realizar peinados más modernos y extravagantes, pero esa moda duró poco.

En los años veinte se impuso la costumbre de que las mujeres llevasen el pelo más corto y, por lo tanto, bajó la demanda de postizos. La moda es cíclica y no fue sino hasta la década de los años 40 cuando volvió a imponerse el cabello largo en la moda femenina.

En las siguientes décadas se ha ido asentando y en la actualidad es muy común que las mujeres (jóvenes y mayores) utilicen extensiones postizas de cabello, especialmente en ocasiones festivas o para acudir a eventos importantes como bodas, comuniones o bautizos.

No obstante, hay que recalcar que el uso excesivo de pelucas o extensiones puede conllevar ciertos inconvenientes. Por ejemplo, su uso en exceso puede aumentar el riesgo de caída del cabello así como debilitarlo y provocar que pierda brillo y textura. Esto es debido a que el cuero cabelludo no transpira de la misma forma y no se airea para mantener su naturalidad.

Esperamos que te haya sido de utilidad este artículo sobre la historia de las extensiones y postizos de pelo. En este blog incluimos constantemente consejos y recomendaciones para ayudarte a cuidar y mantener tu pelo de la forma más natural posible.

Si te ha gustado este artículo, compártelo en las redes sociales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s